En el parque un día, una mujer se sentó al lado de un hombre cerca de un patio de recreo. “Ese es mi hijo, el que esta ahí,” ella dijo, apuntando a un pequeño niño de camiseta roja quien se estaba tirando de la resbaladilla.

“Es un niño muy bonito” el hombre dijo. “Esa es mi hija en la bicicleta con el vestido blanco.” Entonces, mirando a su reloj, el llamo a su hija, “¿Cuando nos vamos Daniela?” Daniela le pidió, “Solamente cinco minutos más, por favor Papá? “Solo cinco minutos más.” Su papá dijo que si y Daniela continuo en su bicicleta feliz.

Pasaron los minutos y el papá se paro y la llamo de nuevo. “Ya nos podemos ir?” De nuevo Daniela le suplicó, “Cinco minutos más, Papá, solo cinco minutos mas.” El hombre sonrió y dijo, “esta bien” “Ciertamente tu eres un papá muy paciente”, la mujer respondió.

El hombre se rió y dijo, “A su hermanito mayor lo mato un chofer borracho el año pasado mientras el estaba en su bicicleta cerca de aquí. Nunca pasaba mucho tiempo con él y ahora daría cualquier cosa por solamente pasar cinco minutos con Luis. Me he prometido no cometer el mismo error con Daniela.

Ella piensa que tiene cinco minutos mas para montar su bicicleta. La verdad es que, yo tengo cinco minutos mas para verla jugar.

” La vida se trata de hacer prioridades”

¿Cuáles son tus prioridades?. Dale cinco minutos mas de tu tiempo a alguien que quieres…

Un escrito para reflexionar cuantas veces desperdiciamos 5 minutos sin la compañía de nuestros seres queridos.

 

Comentarios